Las tortugas de agua son animales muy interesantes de tener en casa para aquellos amantes de los reptiles. De hecho, son mascotas muy comunes en nuestro país; y es que son muy bellas de observar, ya que tienen un comportamiento muy curioso y detalles en su piel y caparazón preciosos. Del mismo modo, es un animal muy económico de adquirir en un principio, aunque los cuidados que necesita a lo largo de su vida son bastante costosos. Al contrario de lo que puedan pensar muchos, tener una tortuga de agua requiere tiempo y dedicación, ya que son animales sensibles, sobretodo por su delicado caparazón. Por todo ello, hoy en doncomos.com te explicamos todo lo que debes saber sobre cómo cuidar el caparazón de una tortuga de agua. 

¿Que necesitas para cuidar el caparazón de una tortuga de agua?

  • Tortuga de agua.
  • Acuario o pecera.
  • Pastilla de calcio.
  • Depuradora.
  • Comida especial para tortugas.
  • Cepillo de dientes.
  • Agua.

Instrucciones para cuidar el caparazón de una tortuga de agua

  1. En primer lugar, para cuidar saludablemente a una tortuga de agua y, sobretodo su caparazón, debes tener en cuenta el albergue en el que viva. Lo ideal para ellas es un ambiente lo más parecido al natural, aun así, es un aspecto muy difícil si las tienes en un piso o en una casa pequeña. Por ello, una pecera grande calefaccionada en un ambiente interior con temperatura constante sería lo mejor. En verano, puedes sacar la pecera a la terraza, siempre y cuando la pecera no sea de cristal, ya que se calentaría mucho si le tocase el sol directamente.Cómo cuidar el caparazón de una tortuga de aguaa
  2. La limpieza del agua y el hábitat de la tortuga es fundamental. Debes limpiar a fondo la pecera o el acuario un vez por semana -de media- para evitar la reproducción de microorganismos, ya que estos podrían causar enfermedades a la tortuga y a su caparazón. Ten en cuenta, que el agua del grifoAdemás, tienes que colocar una pastilla de calcio en el interior del acuario -fabricado en casa o comprado en cualquier tienda de animales-. A ser posible, te recomendamos que coloques una pequeña depuradora en el interior, para ir depurando y limpiando el agua.
  3. La temperatura del agua, también es muy importante para el cuidado de una tortuga de agua. Debes proveer una fuente de calor a la pecera. En este caso, puede ser la misma luz natural o en su defecto, un calefactor artificial. Ten en cuenta, que la temperatura media de su hábitat debe mantenerse entre los 24 y los 30 grados -entre 25 y 28 grados sería lo ideal-. Si es posible, coloca una luz para iluminar y dar calor durante el día; apaga por la noche y simularás los ciclos del día de la naturaleza.
  4. La alimentación es otra base fundamental en el cuidado de las tortugas. Ten en cuenta que son animales omnívoros -comen carne, pescado y vegetales-. En este sentido, la comida especializada para tortugas -de venta en tiendas de mascotas- debe ser la base de la alimentación de tu tortuga. Aun así, puedes complementarlo con aquello que desees: intenta que tenga una dieta variada y balanceada para que tenga toda las vitaminas y nutrientes para crecer y desarrollarse correctamente.
  5. El caparazón se debe limpiar de un modo especial; ten en cuenta que no debes ponerla en un recipiente lleno de agua como podrías hacer con otra mascota. En este caso, prepara un pequeño recipiente con agua tibia y un cepillo de dientes que ya no uses. Debes mojar el cepillo con el agua del recipiente y buscar la zona del caparazón de la tortuga que esté sucio -pon la tortuga encima de alguna mesa o mármol, fuera del acuario-. Con el cepillo, frota suavemente el caparazón. Cómo cuidar el caparazón de una tortuga de aguaa
  6. Un aspecto importante a tener en cuenta es, como hemos dicho, la limpieza del caparazón; debes hacerlo solo con agua tibia. Con una mano puedes frotar, mientras con la otra vas poniendo agua encima el caparazón para que sea más sencillo de eliminar la suciedad. No utilices ningún producto de limpieza ni jabón; debes frotar un poco más fuerte en aquellas zonas que tenga algas pegadas o incrustaciones, pero aún así, no lo hagas de un modo muy brusco. En el caso que se esconda, no debes hacer que salga; limpia solo los puntos que tengas a tu alcance.
  7. Las tortugas de agua deben salir de su acuario de vez en cuando -una vez cada 2 o 3 días a ser posible, durante una hora-. Debes dejarla suelta para que ande en algún lugar vigilado y en el que no pueda escapar ni hacerse daño. Vigila mucho que no se haga daño en el caparazón con objetos o piedras que pueda encontrar en su camino. Cómo cuidar el caparazón de una tortuga de aguaa

Consejos para cuidar el caparazón de una tortuga de agua

  • Vigila las dolencias que pueda sufrir el caparazón de tu tortuga, ya que la mayoría de enfermedades de las tortugas acuáticas se deben a una dieta inapropiada y/o a la falta de luz solar.
  • Cuando una tortuga se pone enferma, debes guardar su pecera en el interior de casa para evitar que las moscas pongan sus huevos en la herida y se llene de gusanos o cualquier otro insecto. Además, si tienes más de una tortuga, separa una de la otra cuando estén enfermas.
¿Te ha gustado?
37 usuarios han opinado y a un 97,30% le ha gustado.