Contenido del Artículo

Los escualos son los reyes del mar. Tan aterradores como fascinantes. No son pocos los que temen estar en alta mar y que un tiburón les ataque, o ir incluso en barco por si les pasa algo y hay cerca un escualo…

Posiblemente, si todos ellos supiesen lo que realmente comen los tiburones, no les daría tanto miedo. Porque no… los tiburones no comen a las personas (salvo excepciones totalmente puntuales) y los ataques a las personas… lo mismo. Evidentemente, hay tiburones que sí atacan (porque hay muchas clases de escualos) pero la mayoría que lo hacen es por causas concretas.
Son animales muy inteligentes. De hecho, si en un momento concreto no pueden comer y no encuentran alimentos, compensan su dieta para así no pasar hambre.

Este artículo donde te explicamos cómo es un tiburón también te interesará

Los tiburones comen básicamente peces, todo lo que sean animales acuáticos. Moluscos, calamares, cangrejos, almejas, langostas….
Pero dependerá de dónde vivan (en que mares/océanos) estén, para comer un tipo de pez u otro.

Entre la multitud de especies que existen o están registradas de tiburones, que son unos cuatrocientos y pico de diferentes especies, cada una, tendrá un tipo u otro de predilección en función de lo que habite donde están.

Hay tiburones que no son carnívoros y por lo general, su vida la hacen en el fondo del mar. Son tiburones pequeños, o no tan enormes como otros de su clase. Se alimentan de moluscos, almejas, tortugas, pulpos… lo que encuentran en esos lugares y en el momento.

Los tiburones tigre y los tiburones blanco por ejemplo, comen animales de mayor tamaño como las focas, los delfines, las marsopas, leones marinos… mamíferos marinos en resumen.

Hay que tener cuidado con lo que se desperdicia al mar, lo que se tira al agua y al mar… porque los tiburones pueden comerse cualquier cosa, como el aceite, el carbón, deshechos…

No son animales que coman grandes cantidades de comida. Erróneamente se cree que, al ser tan voluminosos, que pesan tantos kilos y demás, comen una barbaridad. Y nada más lejos de realidad. Sólo consumen el 2% de su peso. Podéis haceros una idea.

Hay especies de tiburones que, por el contrario, lo que hacen es comer en una sola vez, lo que deberían comer en toda una semana, en meses… y hasta lo que necesita comer en un año entero!

Instrucciones

  1. Sobreviven solamente con el aceite que pueden tener almacenado en el hígado y hasta que no se les termina, no tienen la necesidad de volver a comer.
  2. No comen tanto como nos podemos imaginar, de manera errónea, porque son peces/animales de agua fría. Esto significa, que tienen la circulación lenta y por tanto quema energía con lentitud y no necesitan comer más de lo que gastan.
  3. Tienen un sentido del olfato muy desarrollado. De ahí que sean unos perfectos cazadores.
  4. Los tiburones tienen unas mandíbulas enormes. Su gran característica principal, que la mandíbula y los dientes les hacen poder comer casi cualquier cosa. La mandíbula es fuertísima y gracias a su hilera de dientes, pueden cortar la carne, llegar al hueso, cortarlo…
  5. Cuando los tiburones comen, mueven el alimento/carne de lado a lado. Parece a simple vista que no están pudiendo comer bien, que tienen problemas para masticar, que no pueden comer bien… pero nada más lejos de la realidad. Es todo lo contrario. Comen de esta manera y no, no tienen ningún tipo de problema.
  6. Son de sangre fría y tienen a diferencia de otros tipos de peces, una concentración muy alta de urea y de óxido trimetilamina.
  7. Son animales que se adaptan muy bien a su medio y hay que tener cuidado (como bien se teme) a que huelan la sangre. Son sumamente susceptibles a ella, de ahí muchos de los ataques que realizan.

Que Necesitas

Dependiendo de qué familia de escualo pertenezca y sus dimensiones, se alimentan a base de peces de pequeño tamaño.

  • Tipo calamar, mejillones, almejas, pulpos…

Los de mayor dimensión, se alimentan de mamíferos marinos.

  • Tales como pueden ser las focas marinas, focas, delfines, etc.

Los más pequeños pueden alimentarse únicamente de:

  • plancton, de krill o de pequeños moluscos que encuentre a su paso.

Consejos

Hay tiburones que solamente alcanzar los 76 centímetros y los hay que son enormes, como el tiburón blanco, que puede llegar a medir los 6.5metros de largo.

Los tiburones son peces con un cuerpo cartilaginoso y les hace diferentes sus dientes. ¿Sabíais que si les cae un diente los vuelven a recuperar súper rápido? Son unos animales dotados con un buen olfato y una maravillosa vista. Siempre tienden a estar en aguas frías y evitan en medida de los posible, estar arriba en la superficie.

Cuando comen, lo que hacen es atacar a su presa. Una vez que está aturdida, es cuando empieza a comérsela a mordiscos y parece que pueda tener dificultades por los movimientos que realizan de un lado a otro de manera exagerada. Pero nada que ver con lo que realmente hacen, que no es otra cosa más que comer con normalidad.

Los que son de gran tamaño, los enormes, si que pueden comer de todo y básicamente, todo lo que encuentren a su paso. En caso de tener mucha hambre, si pueden resultar más peligrosos y evitar siempre, que haya sangre en el agua porque son muy sensibles a ella.

Hay de dejarse de tonterías y poner al tiburón siempre, con la imagen de un animal aterrador que se come a las personas… eso ha hecho verdaderos estragos en la sociedad, el aparecer con esa imagen que siempre le ponen a este animal en las películas.

En el caso de que, por cualquier tipo de circunstancia, se diera el caso que te encuentras en el mar con un tiburón, porque puede ocurrir en algunos mares y sobre todo les pasa a las personas que practican muchos deportes acuáticos como puede ser submarinismo o surf. En cualquier caso, si lo ves, aléjate de ahí en cuanto puedas. Pero si pasa muy cerca, no te muevas, no empieces a dar gritos, patadas o golpes dentro ni fuera del agua. Los movimientos en el agua les llama mucho la atención y tiene una agilidad visual increíble. Por tanto, no te muevas y pasará de largo. Evita siempre, tener heridas, cortes, etc. Tápala inmediatamente y sal del agua.

Y si aparecen varados en la orilla, es porque se han desviado debido a las mareas, por seguir a algún barco, por seguir a bancos de peces porque tienen hambre o están enfermos. Por desgracia cada vez es más habitual, poder ver todos los veranos a pequeños escualos en las orillas del mar… por desconocimiento y asombro, los bañistas empiezan a fotografiarse con ellos, tocarlos, mirarlos de cerca… y no son pocos, los que terminan heridos por el animal.

Lo que nunca se debe hacer es acercarse más de lo debido a ello, cuando lo hacemos, ellos se sienten en peligro, por tanto, es más que normal que intenten defenderse y lo hagan como pueden. No lo hagáis, generalmente, siempre están enfermos y van hasta ahí porque están muriéndose y así es como terminan la gran mayoría, salvo los que se han perdido desorientados por los barcos o las mareas. En ese caso, con ayuda correcta, volverán a alta mar.

En algunos países, si os gustan estos animales, y os gustaría poder estar en el mar con ellos e incluso, verlos de muy cerca y ver cómo comen, hacen excursiones y programas donde podrás meterte en una jaula, te bajarán al fondo del mar y podrás contemplarlos de muy cerca, tanto que casi podrías tocarlos. Los verás comer a un palmo de tu cara. Pero tú decide si te atreves y quieres contemplarlo o si tienes esa adrenalina, pero no quieres arriesgarte.

 

¿Te ha gustado?