Cuando llegas a tu casa, después de una jornada de trabajo agotadora, siempre recibes un saludo muy entusiasta de quien te espera con más ansiedad, ¿de quién estamos hablando? De tu mascota, tu perro.

Quienes tienen perros en su casa, saben de lo que estamos hablando. Si no lo tienes, de seguro querrás experimentar ese sentimiento.

Tener una mascota es contar con buena compañía en todo momento. Un perro, a diferencia de otros animales, como el gato, siempre está dispuesto a dar cariño y a recibirlo. De hecho, mientras más lo consientas, más demandará tu atención y te manifestará su gratitud de formas inimaginables.

Bulldog Inglés

Sin embargo, tener una mascota también conlleva una gran responsabilidad. No basta con simplemente suministrarle agua y comida. Es importante que lo asees, le dispenses un lugar cómodo para dormir y que lo adiestres para que realice eficazmente diferentes tareas. Por ejemplo, hacer sus necesidades.

Esta es la parte que, por lo general, más nos desagrada de tener mascotas. Pero si ellos saben dónde tienen que hacer sus gracias, esto nos facilitará un poco el trabajo. Será un poco menos desagradable y nos ahorraremos pasar rabias si encontramos “regalitos” en nuestros muebles o alfombras.

Por otra parte, tal vez admires cómo otros perros traen cosas o hacen trucos, ¿quieres que tu perro haga lo mismo?… El día de hoy te estaremos diciendo cómo puedes adiestrar a un Bulldog Inglés.

Este perrito es un compañero ideal para quienes viven en apartamentos o para los solteros. Su tamaño pequeño facilita su cuidado. ¿Por qué no te animas a tener uno?

Todo perro tiene la capacidad de aprender, al contrario de lo que muchos opinan, no es una tarea tan complicada cuando cuentas con la teoría apropiada. Luego podrás llevarlo a la práctica.

Instrucciones para adiestrar a un Bulldog Inglés

Lo primero que debemos tener presente es que el Bulldog, al igual que todos los perros, considera a una sola persona como su único amo y dueño. Claro, esto no quiere decir que no le tenga cariño al resto de los miembros de la familia. Más bien, lo que quiere decir es que a esta persona es a la que obedecerá cuando se le den órdenes.

 

También es importante que antes de comenzar con el adiestramiento, tengamos presente cuál es la personalidad de nuestra mascota. Los Bulldogs son perros muy apreciados y buscados, en la actualidad, para ser mascotas de los niños, debido a su carácter amable, alegre y confiable.

Sin embargo, es bien sabido que los Bulldogs se caracterizan por ser testarudos, rebeldes y necios. Por esto, su dueño debe manifestar un carácter fuerte. De lo contrario no funcionará el adiestramiento.

Además, si no socializan correctamente con otros perros o con otras personas, que no sean del círculo familiar en donde crece y se desarrolla, puede llegar a ser muy agresivo. Pero no te asustes. Si lo adiestras correctamente, pueden llegar a ser excelentes perros guardianes. Protectores de las personas que quieren.

Por otra parte el adiestramiento debe ser constante porque ellos tienden a desatender con facilidad las instrucciones incluso de su propio amo. Si ya comenzaste el adiestramiento, continúa con la rutina que has establecido para que él pueda adaptarse con mayor rapidez.

Una parte fundamental del adiestramiento es el premio. Si hace algo correctamente, debes recompensarlo. Para ello puede usar alguna golosina que sea de su preferencia y que esté acorde con su dieta. Esto le ayudará a repetir la acción cuando le des la orden. Tal como a un niño, se trata de una respuesta de refuerzo.

Si deseas que haga sus necesidades fuera de la casa, debes sacarlo a la misma zona después de levantarse, 10 minutos después de comer, antes de su siesta y antes de dormir para que pueda vaciar su vejiga.

Cuando haya hecho sus necesidades, aléjalo del lugar. Si ves que está como buscando algo dentro de tu casa o dando vueltas en el mismo lugar, será momento de sacarlo, pues estará buscando dónde hacer.

Si ves alguna gracia dentro de la casa, dile “No” y llévalo afuera. No le pegues ni grites.

Bulldog Inglés

Ahora bien, si deseas que camine con correa, debes evitar jalarlo para que ande. Puedes engañarlo como si fueras a caminar para que comience la marcha y luego lo sigues. Esta práctica debe ser placentera para él. Por esta razón debes darle más recompensas de lo habitual.

Invítalo a caminar jalando suavemente la correa y mantenlo siempre del lado izquierdo.

¿Que necesitas para adiestrar a un Bulldog Inglés?

Lo primero que necesitarás es mucha paciencia. Recuerda que no estás dándole órdenes a una persona sino a un animal. Así que no aprenderá a la primera. Quizás más de una vez te sentirás frustrado y con ganas de tirar la toalla pero no te des por vencido.

También necesitarás ser constante, lo que implica estar dispuesto a invertir de tu tiempo. Al menos al principio, mientras que logras tus objetivos con tu mascota.

Debes apegarte a una rutina ya que será esta, la que le indique a tu perro, lo que tiene que hacer a diario, hablando específicamente de sus necesidades fuera de casa.

Es importante que tengas disponible una buena cantidad de premios o recompensas. Por eso, antes de comenzar el adiestramiento, asegúrate que no te falten.

De ser necesario, puedes comprarle una jaula para hacer más estricto el entrenamiento.

Otra cosa que, por nada en el mundo, puede faltar en la casa de quienes tengan mascotas, específicamente perros, son los juguetes. Procura comprarle algunos para que él los pueda morder.

Estos juguetes deben variar dependiendo de la etapa en que se encuentre tu Bulldog. Si estamos hablando de un cachorro, no debe ser tan duro porque podría dañarse los dientes al jugar con él. Procura que sea blando pero no al punto que se rompa con facilidad.

A medida que vaya creciendo, puedes cambiar sus juguetes por unos más duros y resistentes. Así evitarás que tome la iniciativa y que busque juguetes de entre tus cosas personales.

Cómprale más de uno. Quizás el que hayas escogido para él, no sea de su preferencia. Dale la oportunidad de escoger y así las cosas marcharan mucho mejor en casa.

Si deseas enseñara a tu Bulldog Inglés a caminar con correa, necesitarás un collar de peso ligero al igual que una correa.

Tanto el collar como la correa deben tener unas características especiales. Por ejemplo, en el caso del collar, no debe quedarle demasiado apretado de modo que el cachorro se sienta asfixiado.

Debe ser lo suficientemente largo como para que se deslice y quede espacio para su crecimiento. Pero no más de 15 centímetros con relación a la circunferencia de su cuello.

Este entrenamiento debe comenzar lo más pronto posible pero con sesiones cortas. Puedes invertir unos 5 o 10 minutos a diario. Esto, por lo general, suele ser más productivo que dedicar media hora o más tiempo.

Con estas breves sesiones, el cachorro se acostumbrará pronto a las caminatas. Solo debes ser constante en su entrenamiento, ser paciente y mostrarle mucho amor. Siguiendo estas pautas, en poco tiempo comenzarás a ver los resultados y será un verdadero placer pasearlo.

Consejos para adiestrar a un Bulldog Inglés

Aunque parezca una tarea imposible, adiestrar a un perro es posible. En vista de las características especiales del Bulldog Inglés, es decir, su predisposición a la obesidad, debes evitar darle demasiadas “recompensas”, ya que esto le aportará calorías a su dieta.

No le grites a tu mascota, a menos que lo encuentres infraganti haciendo algo que ya le habías indicado no hacer, como por ejemplo, orinar o defecar dentro de la casa. En este caso, luego de regañarlo, debes llevarlo afuera y mostrarle el lugar donde debe hacer sus necesidades.

Puede que esto lo tengas que hacer en más de una oportunidad pero no te desanimes.

Puesto que tienen la tendencia a morder y masticar cosas, es bueno que tenga juguetes que pueda morder. Así te evitarás dolores de cabeza al encontrar cosas rasgadas o zapatos masticados.

Si lo vas a llevar a pasear, debes hacerle saber que es él la mascota, no tú. Por ello, llévalo a tu ritmo. No dejes que sea él quien te lleve. Permite que explore un poco pero tú eres quien determinará el tiempo que lo haga.

Si ves que no quiere caminar, puedes darle breves jalones suaves para que se mueva pero nunca con demasiada fuerza o brusquedad. Esto puede que tengas que hacerlo más de una vez y es que, por naturaleza, tienden a distraerse con cualquier cosa.

Evita por todos los medios, la tendencia a arrastrarlo. Con eso no lograrás más que quedar completamente agotado y malhumorado. Además, puedes hacerle daño y ese tampoco es el propósito.

También es importante que aprenda a socializar con otros perros, con otros animales, en especial si los tienes en casa junto con él, y con las personas. De lo contrario, será muy agresivo y estas caminatas serán un verdadero infierno para ti.

Aunque es cierto que el Bulldog Inglés es uno de los perros más difíciles de adiestrar, no quiere decir que sea imposible. Mantente positivo y concéntrate en la tarea que realizarán.

Recuerda que el sentido del humor juega un papel muy importante en el entrenamiento. Ríete para dejar drenar la frustración y la ira. También, crea situaciones divertidas para que el cachorro pueda aprender rápidamente.

Ten presente que todo comienzo es penoso y que si a nosotros, que somos seres humanos racionales, nos cuesta aprender a hacer ciertas cosas, a ellos aún más.

¿Te ha gustado?