Hoy queremos mostrarte cómo es un gato persa, una de las mascotas más comunes y populares de la actualidad, de raza muy antigua, ideal para cualquier tipo de casa o departamento porque no tiene problemas de adaptación.

Necesitan vivir con el ser humano,  de sus cuidados en cuanto a alimentación, protección, cariño y cuidados de su salud, son totalmente dependientes a diferencia de la mayoría de los gatos.

El origen de estos gatos de pelo largo está en la antigua Persia, fue llevado a otras partes del mundo como contrabando junto con otras cosas como joyas, especias y alimentos durante el siglo XVII. Su pelo suave y largo fue siempre admirado y por eso estos gatos siempre estuvieron asociados al  lujo y cercanos a la realeza. Aún en la actualidad ricos y famosos tienen como mascota un gato persa porque esto los identifica con el lujo.

Por el mismo origen de estos gatos, cuidados en extremo, hoy son animales que requieren de los cuidados de sus dueños, viven dentro del hogar y no son callejeros. Difícilmente podrían subsistir por ellos mimos, cazando o buscando su alimento. Probablemente no sobrevivirían solos en la calle. Por todo esto si decides adquirir un gato Persa como mascota debes conocer bien sus características, necesidades y cuidados. En Doncomos.com queremos mostrarte cómo es un gato persa para que aprendas a cuidarlo y a disfrutar con él.

¿Que necesitas para un gato persa?

Llevarlo al veterinario periódicamente

cepillo de cerdas, champú y acondicionador para gatos.

Instrucciones para un gato persa

  1. Estos gatos viven entre 15 y 20 años y conviven con la familia sin problemas pero no tienen la independencia de otros gatos, al contrario, requieren de mucha atención  y cuidados.
  2. Tienen buena salud en general aunque suelen tener problemas renales que son perfectamente tratables.
  3. Es un gato de tamaño mediano a grande aumentado además por su pelaje. Su alimentación debe ser equilibrada para  que no engorden demasiado ya que no son gatos muy activos sino más bien sedentarios.gato persa3
  4. Su pelaje largo, denso, suave y abundante requiere de mucho trabajo para mantenerlo limpio, desenredado y libre de pulgas. Es necesario bañar a estos gatos así como cepillarlos especialmente en la época en que cambian el pelo y suelen formarse nudos  además de que quedan desparramados y pegados en todas partes y muebles de la casa.Persian
  5. Características físicas: El gato persa tiene una altura de 30 cm en la adultez, su largo varía entre los 40 y 50 cm y su cola entre los 25 y 30 cm. La estructura de su cuerpo es robusta de patas más bien cortas y robustas.  Su peso oscila entre los 4 y 7 Kg.  Su cabeza en ancha,  maciza, nariz corta achatada, sus orejas  son pequeñas y están distanciadas  e insertas en la parte baja de la cabeza, con penachos de pelo entre ellas, terminan redondeadas. Sus mejillas bien robustas y su mentón es fuerte, bien desarrollado. Su hocico es corto y sus maxilares anchos y fuertes. Sus ojos son redondos, brillantes  y muy expresivos con variedad de colores,  el color predominante es el anaranjado o color cobre. Su cola tiene mucho pelo terminando en un penacho que la hace mantener siempre baja. Su cuello es corto y fuerte, sus patas son cortas y robustas y sus pies redondeados. Sus extremidades están totalmente cubiertas de pelo, incluso entre los dedos.Persa21
  6. Hay ya reconocidas muchas  variedades de gatos persa, más de cien que se diferencian entre sí por el tamaño, el tipo y el color de su pelaje  y también por la forma de la cara. Una de ellas es el de cara bien achatada, ojos muy pegados a la nariz, parecido al perro pekinés por eso recibe el nombre de Peke Face. Todas estas variedades tienen en común el pelo largo y el carácter apacible. Su cara tiene esa típica expresión aristocrática y de majestuosidad que caracteriza a estos gatos.
  7. Su pelaje es muy abundante, largo y sedoso. Su largo varía entre los 10 y 20 cm en la capa. No sólo abunda en el cuerpo sino en las patas y cola especialmente. Por el color de su pelaje surge una clasificación de los gatos persas: colores únicos, varios colores y con dibujos.
  8. Los de un solo color pueden ser blancos, negros, azul, crema y rojo (el menos común). Según el color del pelaje varía también el color de los ojos, por ejemplo es muy común el negro con ojos color naranja o color cobre.negri02p
  9. Los que tienen más de un color pueden ser con las siguientes combinaciones: Blanco y  negro; blanco y rojo; blanco y crema. En estos gatos de dos colores las manchas  se ubican en la cabeza, en las patas y en la cola, no en el manto.persa
  10. Otros tienen hasta 3 colores apareciendo manchas en el manto, por ejemplo manchas negras, crema y rojas. Generalmente se da en las hembras esta  cantidad de colores. Los machos de estos colores son estériles. También puede darse la combinación blanco, crema y rojo.
  11. Los que se consideran con dibujos son aquellos que tienen el pelaje jaspeado con distinto tipo de dibujo y combinación de colores, algunos tienen bandas en el manto, otros tienen manchas o son atigrados.gato persa1
  12. Temperamento: el gato persa es un gato tranquilo, dócil, inteligente y se adapta perfectamente a cualquier vivienda, ideales para tenerlos en apartamentos reducidos.
  13. Cuando se los esteriliza hay que tener mucho cuidado con la comida pues tienden a engordar y sus patas a sufrir el sobrepeso.
  14. Para bañarlos hay que acostumbrarlos desde pequeños, con movimientos suaves para que no se asuste, con agua tibia y champú para gatos. Si lo cepillas antes del baño te ahorrarás buen trabajo durante y después del baño. Luego del baño debemos secarlo con una toalla y con secador.
  15. Actualmente hay una raza de gatos llamada gato exótico que proviene del gato persa y otras razas llegando así a obtener estos simpáticos gatitos con la robustez y características del gato persa pero de pelo corto.gato exótico

Consejos para un gato persa

  • Aprende mucho más del cuidado de los gatos en nuestra categoría dentro de mascotas y gatos
  • Cuando lo bañes puedes utilizar  acondicionador para  que te resulte más fácil cepillarlo.
  • Ten cuidado con la temperatura del secador, debe ser templada y debes acostumbrar al gato desde pequeño porque es normal que se asusten especialmente con el ruido.
  • Acostúmbralo a cepillarlo a diario. Esto hará que evites la formación de nudos y él lo tomará como un masaje.
¿Te ha gustado?
21 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.