Si tenemos alguna mascota en nuestro hogar, seguramente, estemos preocupados por su alimentación. Siempre solemos buscar información sobre qué alimentos son los más beneficiosos para su salud. Y es que el organismo de este animal es diferente al del ser humano por lo que debemos alimentarles correctamente. Esta es una posibilidad que nos da la Dieta Yum. En su página web oficial podremos saber más acerca de su historia y experiencias de personas.

Es un tema muy importante para todos los que tenemos perro o gato. El estado de su salud es, o debería ser, una prioridad en nuestras vidas. Puede que tengamos una relación, una familia o amigos, pero el perro es la compañía más fiel que puedes tener. Va a estar a tu lado, de forma inseparable, toda su vida. Por algo se dice que es el mejor amigo del hombre y es una parte de nuestra familia. También un gato puede ser el ideal animal de compañía, ya que despiertan mucha ternura en nosotros.

Hay muchos factores a tener en cuenta en los cuidados de nuestro compañero, pero el principal es la alimentación. Puede que no seamos conscientes de la nutrición de nuestro animal, o que confiamos en una marca determinada. Aunque es necesario preguntaste realmente si lo que le estamos dando es bueno a medio y largo plazo. Hay muchas maneras y filosofías acerca de este tema. Ninguna es la acertada. Simplemente hemos de averiguar cuál es la que le va mejor a nuestra mascota, ya que no todas son iguales. Es necesario saber qué comen los perros.

Hay varias reglas que una alimentación debe respetar. Se trata de que ha de ser una dieta equilibrada. También hemos de poner la cantidad justa diaria en función de su peso. Y, en este artículo en concreto, hablaremos de qué trata la Dieta Yum. Así como de los pasos a seguir y los beneficios que le puede aportar a nuestro animal de compañía.

Dieta Yum

La Dieta Yum se compone de alimentos crudos. Estos alimentos han pasado unos controles muy exigentes por lo que cumplen con todas las normas. También están congelados, de esta forma nos libramos de los patógenos. Este producto es comercializado en bolsas de varios tamaños e ingredientes. No contienen cereales, ni gluten y tampoco conservantes.
Al ser un producto de alimentación ideal en términos biológicos para nuestro animal hace que su salud mejore sustancialmente. Así como la calidad de vida y la duración de la misma.

Beneficios de la Dieta Yum

Seguramente todos seamos conscientes o podamos entender que una dieta natural es más sana que cualquier otra. Pero es bueno que sepamos qué beneficios nos aporta exactamente. O en este caso, a nuestro animal. Los principales beneficios que obtendremos de esta alimentación son:
– Una sustancial mejora en la piel, pelaje y los huesos.
– Disminuye la expulsión de heces a un número apropiado, al conseguir una absorción de nutrientes.
– Nuestro compañero va a tener una digestión menos duradera y, por lo tanto, más sana.
– Más energía y un mejor estado de ánimo.
– Los olores naturales desprendidos por su cuerpo mejorarán. También el aliento.
– Músculos más fuertes y resistentes.
– Menos riesgo de contraer algún tipo de alergia relacionada con la alimentación.
– Un sistema inmunitario más reforzado.

Instrucciones

Si hemos escuchado hablar de la Dieta Yum, pero no sabemos qué pasos dar, aquí podrás leer acerca del proceso. Una vez leídas las instrucciones es fácil de elaborar y de alimentar a nuestro amigo. Esta dieta está pensada para gente que quiera una alimentación natural para su compañero. Hay gente que no se atreve o no sabe preparar comida natural por lo que esta opción es muy efectiva. El alimento ya viene en bolsas congelado y con una serie de recomendaciones. Lo más importante es seguir dichas recomendaciones minuciosamente para lograr una buena calidad de la comida. Por lo que deberemos:

  1. Saber cuánta cantidad es conveniente para nuestro compañero. En la página web podremos encontrar una calculadora que nos hará esta operación.
  2. Al comprar nuestra bolsa de dieta Yum, intentaremos a la mayor brevedad posible almacenarla en nuestro congelador.
  3. Veinticuatro horas antes de preparar la bolsa la pasaremos del congelador a nuestra nevera.
  4. Proceder con las instrucciones según se contempla en la bolsa.
  5. Si no queremos usar el microondas a la hora de cocinar la comida, hay otra solución. Sacar la bolsa sesenta minutos antes de dársela.

Que Necesitas

La gran ventaja de esta alternativa es la fácil preparación de la comida. Si tenemos una vida ajetreada o no somos unos entendidos en el tema es la perfecta elección. Tampoco necesitamos un gran esfuerzo en la preparación ni precisamos algo fuera de nuestro alcance. Únicamente necesitaremos:

  • Una bolsa isotérmica. Cuando compremos el producto hasta que lo guardamos en el congelador sería ideal utilizar este tipo de bolsa.
  • Congelador. Es el lugar dónde guardaremos el producto.
  • Nevera. Es el sitio dónde pondremos la bolsa 24 horas antes de darle uso.
  • Calculadora para averiguar la cantidad de alimento que deberemos dar a cada tipo de perro. En la página web podremos encontrar esta herramienta que nos hará esta operación.

Consejos

Cómo hemos visto a lo largo del artículo, la dieta Yum es totalmente natural y beneficioso. Pero no nos debemos olvidar de que la base de una buena alimentación es la variedad y el equilibrio. Por muy bueno que sea un estilo de alimentación, seguramente habrá puntos en los que sea mejor otro estilo. Por ello es aconsejable combinarla con algún alimento que solamos usar. Si bien es una excelente base sobre la que desarrollar la alimentación de nuestro compañero, no cubre todos los campos. O por lo menos, no tanto sin combinarla con algún otro alimento.

Si hemos recalcado la importancia de combinarla con otras dietas es por varios motivos. El principal es que en la Dieta Yum, al ser una comida ya triturada, nuestro compañero no mastica. Aunque no es un asunto de vital importancia si que el masticar les aporta beneficios tangibles. Uno de ellos es que, gracias a masticar están menos estresados, ya que no tienen tanta ansiedad durante la ingesta y el resto del día.

A los perros, concretamente, les gusta masticar, aunque no coman. Si no mastican en la comida buscarán otro objetivo y puede que eso no sea de nuestro agrado. También al masticar logra comer más despacio. Lo que le permite disfrutar más de la comida y conseguir una sensación de saciedad mayor. La acción de masticar contribuye a un fortalecimiento de las mandíbulas y una mejor salud bucal. Así como la higiene de la misma. Una solución y posible combinación con esta dieta es darle a nuestro perro un hueso que pueda morder, roer pero que sea lo bastante duro para que no pueda comer. Existen productos que al ser mordidos desprenden vitaminas y agentes higiénicos muy buenos para la dentadura. Estos productos nos serán de gran ayuda para suplir la ausencia del uso de los dientes en la dieta Yum.

Teniendo en cuenta las instrucciones, los consejos, las ventajas y los beneficios de esta dieta podremos dar una buena alimentación. Aunque es recomendable consultar con nuestro veterinario acerca del cambio para tener la seguridad y el conocimiento necesario. El consejo del profesional nunca está de más ya que al ser su veterinario conocerá mejor sus necesidades. Por eso debemos hacer caso y poner en prioridad lo que nos diga acerca de la salud de nuestro amigo.

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.