El canario es uno de los pájaros más conocidos del mundo, a la vez que los más deseados, sobre todo para tener en casa como animal de compañía o para oír su cantar. No obstante, dentro de la raza genérica canario encontramos muchas subrazas distintas, entre ellas encontramos los canarios ágata.

Los canarios ágata provienen de una mutación encontrada en Holanda y cuyo nombre proviene de la piedra ágata a la que el color del canario se parece tanto. La característica principal de estos pájaros reside en la concentración de los pigmentos melánicos en el centro de las plumas.

Si deseas saber cómo son los canarios ágata sigue leyendo este artículo de doncomos.com donde vamos a mostrarte todas las características que debes saber sobre los canarios ágata.

Los canarios Ágata

Esta raza de canario fue encontrada en Holanda, en el aviario del Sr. Helder. El canario ágata suele definirse como una dilución del canario verde, y recibió el nombre de ágata por la similitud del color de manto con el de la piedra (negro diluido).

La mutación que obtuvo el resultado el fenotipo ágata, se puede definir como el primer factor de reducción y esta afecta la eumelanina negra refiriéndonos a que se concentra hacia el centro de la pluma, dejando los bordes casi despigmentados por completo, y también reducen mucho la feomelanina.

Fuente foto: http://canarios-timbrayco.es.tl/Agata-Rojo-Mosaico.htm

Además se produce una interrupción y estrechamiento en las estrías dorsales provocada por  una superposición de las plumas unas sobre otras, las cuales están afectadas por una concentración de pigmentos melánicos en dirección al centro de ellas.

Características de un Ágata

El canario Ágata presenta una cabeza estriada, bien marcada de forma fina y estrecha. Las melaninas le crecen justo unos milímetros a continuación del pico. Las cejas son casi nítidas, mientras que presenta unos bigotes bien marcados.

Se puede decir que las cejas y los bigotes son muy característicos del ágata. Las cejas tienen el lipocromo casi nítido, en cambio los bigotes son muy marcados y contrastados perfectamente.

Se pueden encontrar las melaninas en la cabeza, donde se encuentran estriadas y marcadas de forma perfecta.

En cuanto a los bigotes, estos se encuentran a ambos lados de la mandíbula, los cuales se encuentran formados por pigmento negro. Estos deben destacar nítidamente, y cuanto mejor se considera que es el ejemplar más negros serán sus bigotes.

Las cejas pueden verse perfectamente en forma de arco, justo por encima de los ojos. Y que debido a la ausencia de eumelanina se puede notar el lipocromo nítidamente.

Se considera que para que sea un buen ágata la carencia de feomelanina debe ser total. Las estrías deberán ser finas, cortas (de entre 10 a 11 mm) y estrechas (de alrededor 1 mm). Además, las marcaciones y las barras de deben de ser más estrechas en los negrobruno, y las plumas remeras y timoneras deben además, tener el reborde de forma diluida.

El dibujo melánico será por completo de color gris oscuro, casi similar al negro, y comenzará unos milímetros por detrás de la zona de nacimiento del pico. (será en la zona cercana y alrededor del pico donde podrá notarse el lipocromo casi puro.

Fuente foto: http://aviarioalbeos.blogspot.com/

El sub-plumaje es de color negro como la antracita. Por otro lado, las patas, los dedos, las uñas y el pico serán de un color gris claro.

Los canarios ágatas también pueden presentar algunos defectos, no todos son por completo perfectos, y entre estos defectos podemos encontrar: La presencia de feomelanina, la manifestación de un ensuciamiento del lipocromo de la zona del pecho, lo que se produce debido a un exceso de oxidación. Y en la zona de la espalda, debido al efecto de la eumelanina, el negro se dispersa. Que el dibujo melánico comience en la misma base del pico, y que el dibujo dorsal sea interrumpido. Que exista una ausencia total o por partes de los bigotes. Que la plumas timoneras y las remeras se presenten sin aureola de dilución, que le falten las cejas, y por último puede resultar que las uñas, el pico  las patas sean oscuros en vez de un color claro.

Fenotipos

Según su categoría, el canario ágata puede presentar los siguientes fenotipos: Ágata amarillo intenso, Ágata amarillo nevado, Ágata amarillo mosaico, Ágata rojo intenso, Ágata rojo nevado, Ágata rojo mosaico, Ágata blanco (plata) dominante, Ágata blanco (plata) recesivo, Ágata amarillo marfil intenso, Ágata amarillo marfil nevado, Ágata amarillo marfil mosaico, Ágata rojo marfil nevado, Ágata rojo marfil intenso, Ágata rojo marfil mosaico.

Canario Ágata Amarillo

Esta es una variedad del ágata que se caracteriza por ser una variedad diluida, por la cual, la eumelanina negra dispersa es mínima, de esta forma, el lipocromo amarillo en combinación junto a una muy poca cantidad de eumelanina negra hará que el canario tenga un tono amarillo-verdoso. Este color también destacará especialmente entre el dibujo melánico del dorso y el pecho. Esta variedad tiene un defecto principal, y es que tiende al rojo.

Canario Ágata Rojo

El color principal de fondo de este tipo de ejemplar es muy similar al granate (este color es gracias al efecto que provoca la superposición al rojo de los restos de eumelanina negra que se encuentra dispersa). Este color puede verse de forma perfecta en el pecho y entre el dibujo melánico del dorso es uniforme y brillante.

Canario Ágata Marfil

El color marfil es una mutuación recesiva, y está muy ligado al sexo. Esta mutación afecta al plumaje suavizándolo. Se diferencian del ágata amarillo en el tono del lipocromo, siendo los de estos más claros y en general, el plumaje suele ser más sedoso y compactado.

Canario Ágata Rojo Marfil

En este caso, el lipocromo de este tipo de ágata es de un rosa pálido, con una tonalidad brillante y uniforme.

Fuente foto: http://aviariotarranuba.webnode.es

En este caso también presenta un defecto, y es que las plumas pueden presentarse insuficientemente pigmentadas o, incluso pueden ser completamente amarillas. En caso de concursos se penalizará el exceso de pigmentación, el cual le dará un tono rosa sucio sin brillo aparente.

Canario Ágata Plata Dominante

En este tipo de canario ágata se presenta una ausencia parcial de lipocromo, se podrá apreciar claramente el dibujo melánico de una tonalidad en gris oscuro junto con un fondo en blanco.

El principal defecto de este ejemplar es el exceso de color amarillo. Principalmente en los hombros y en la zona del filo superior de las plumas remeras, si los ejemplares tuviesen una gran cantidad de lipocromo amarillo, la puntuación cero o mínima. Si las incrustaciones tienden al rojo, se penalizará al ejemplar, y si fuesen rojas en exceso podrían incluso descalificarlo.

Estos ejemplares pueden conseguir una puntuación máxima en el apartado señalado como categoría.

Canario Ágata Plata Recesivo

En este caso el canario presenta una apariencia semejante al ágata plata dominante, pero en este caso la ausencia de lipocromo es total, y por tanto no podrá verse ninguna incrustación. En este caso el color de la piel de este fenotipo es azulado.

En concursos serán penalizados los ejemplares que no presenten un fondo en plata nítido. También pueden conseguir la máxima puntuación en el apartado de categoría.

Con esta exposición seguro que ya sabes cómo son los canarios ágata y podrás distinguirlos fácilmente, además, podrás cruzarlos e incluso participar en competiciones con ellos, pero recuerda que físicamente, los jueces buscarán un tipo de perfección establecido.

¿Te ha gustado?