Cuando un perro está con fiebre, pueden ocurrir varias cosas, pero ninguna de ellas es buena. Por este motivo, tener a tu perro con fiebre puede ser una de las cosas que más miedo nos da a las personas amantes de los animales.

Definimos como un estado de fiebre un estado en el cual la temperatura corporal de un animal es más elevada de lo normal, lo cual hace que el animal sienta malestar general y fuertes dolores ocasionados por este aumento repentino de la temperatura corporal.

Obviamente la fiebre no ocurre así sin más, sino que tiene sus causas. Cuando hay alguna infección o alguna enfermedad en el cuerpo, el cuerpo tiende a subir su temperatura para poder trabajar más deprisa y combatir la enfermedad más fácilmente.

La fiebre es un estado que aparece en la mayoría de animales mamíferos como los gatos, los humanos y por supuesto los perros. En todos los casos la fiebre supone un malestar, pero en el caso de los perros es especialmente peligrosa para la salud del animal.

Lo peor de la fiebre es que como ya he dicho, suele venir precedida de una enfermedad o infección, la cual podría dañar gravemente la salud de tu mascota, pudiéndola incluso matar en los casos más graves.

Por este motivo, se hace primordial el aprender a detectar la fiebre de los perros, ya que si conseguimos hacer esto, vamos a poder tratar la enfermedad o infección que tenga tu perro más fácilmente, ya que cuanto antes se coja una infección, antes se puedrá curar y con mayor eficacia que si tardamos mucho en hacerlo.

Además de esto, hay que aprender también a bajar la fiebre, ya que es un estado bastante desagradable para el perro. Si conseguimos bajarla unas pocas décimas, el animal va a estar mucho más a gusto y no va a pasarlo tan mal como si dejamos que tenga una fiebre muy alta.

Además gracias a esto vamos a poder crear un vínculo con el perro, ya que si ve que le cuidamos y nos ocupamos del mismo, el perro va a sentir más afecto hacia ti, ya que los perros son animales muy fieles que valoran mucho que los cuides y que les mantengas sanos.

Por todo esto, hoy te vamos a enseñar cómo detectar fiebres en los perros y cómo puedes hacer que esta baje un poco, algo que te permitirá conseguir que la salud de tu perro vuelva a la normalidad y vuelva a ser ese simpático perro juguetón que antes solía ser.

Instrucciones para saber si tiene Fiebre y cuidarlo 

  1. Síntomas de la fiebre en perros:
    Lo primero que tenemos que hacer a la hora de tratar la fiebre en un perro es intentar detectar los síntomas más evidentes de la fiebre en perros. Estos síntomas se ven bastante bien y te van a permitir detectar casi sin posibilidades de equivocarte si tu perro tiene fiebre o no la tiene. Realmente tienen que coincidir dos o más síntomas, ya que si sólo coincide uno, podría ser causado por otras causas(por ejemplo, si tu perro sólo tiene sequedad de ojos, podría ser simplemente que tiene los ojos irritados o cansados).Los síntomas que te presento son 5 síntomas que seguramente ya hayas visto en tu perro, síntomas fáciles de detectar y que a simple vista lo vas a ver sin ningún problema.

    1. Hocico muy caliente:
      El primer síntoma y uno de los más evidentes es que el hocico de tu perro esté muy caliente, es decir, que si tocas la nariz de tu perro, esta tenga mucha más temperatura que la temperatura normal del mismo. Esto se debe a que cuando el perro tiene fiebre, la temperatura corporal sube y como el hocico del perro es muy sensible, es una de las partes que más vamos a notar. Toca ligeramente el hocico de tu perro para comprobar la temperatura del mismo, para comprobar si es normal o si es ligeramente elevada.
    2. Sequedad de ojos y nariz:
      El segundo síntoma de que tu perro podría tener fiebre es la sequedad de los ojos y la nariz. Los perros cuando tienen fiebre suelen tener problemas en el ojo y en la nariz, sintiendo como se les secan ambas partes cuando tiene fiebre. Por lo tanto,cuando el perro tenga la nariz y los ojos muy secos, puede ser síntoma de fiebre.
    3. El perro tiembla:
      Este síntoma es muy similar al que tenemos las personas en casos de fiebres muy altas. Cuando la fiebre es bastante fuerte, es común que el perro empiece a temblar, con un temblor muy similar al que tienen los perros cuando tienen mucho frío. Además al perro se le puede ver una expresión facial de tristeza y preocupación, como si se estuviera muriendo.
    4. Falta de fuerza y apetito:
      Este síntoma también es muy similar al que tienen las personas, es decir, la falta de fuerza y de apetito. Cuando alguien tiene fiebre, siente como que no tiene ganas de comer y como que tiene que estar todo el día tumbado y sin hacer nada, ya que no tiene fuerzas. Esto ocurre igual en los perros, algo que podrás comprobar viendo como reacciona cuando le das de comer. Si come menos de lo normal, el perro puede ser que tenga fiebre y si el perro está siempre tumbado y alejado de ti, mucho más de lo habitual, es que tiene fiebre.
    5. Agresividad:
      Aunque la agresividad no es que sea uno de los síntomas más comunes de la fiebre, si que puede ocurrir que en algunas ocasiones el perro reaccione demasiado agresivo ante ti. Esto lo hará porque como está tan mal, puede sentirse amenazado cuando vas a acercarte a el, algo que hará que el perro se sienta mal y reaccione de esta manera.
      Perro con Fiebre: Cómo saber si tiene Fiebre y Cómo cuidarlo 
  2. Aplicar agua fría:
    Una vez que hemos identificado todos los síntomas de la fiebre en el perro, vamos a proceder a explicar los principales pasos que tenemos que dar para eliminar la fiebre en los perros. El primer paso que vamos a dar es la aplicación de un poco de agua fría por la frente del perro. El agua fría simplemente regula al temperatura del perro, haciendo que el frío del agua cambie ligeramente la temperatura de la frente del animal, haciendo que así baje la fiebre. La manera de hacerlo es aplicar un poco de agua fría sobre un paño, a continuación, pasamos el paño sobre la frente del perro y sobre el hocico, haciendo que el agua fría cubra bien al perro. Hay que repetir este proceso varias veces, concretamente hasta que consigamos bajar la fiebre, haciéndolo más o menos cada 2 o 3 horas.
    Perro con Fiebre: Cómo saber si tiene Fiebre y Cómo cuidarlo 
  3. Dar un baño:
    La segunda cosa que podemos hacer para bajar la fiebre al perro es darle un baño con agua ligeramente frío. Con esto vamos a conseguir varias cosas, en primer lugar, vamos a conseguir que el perro esté más a gusto, en segundo lugar, vamos a conseguir que la temperatura corporal del perro baje, por lo tanto, conseguiremos acabar con la fiebre del mismo. Finalmente conseguiremos hacer que el perro tenga una mejor higiene, ya que seguramente al estar enfermo no esté bien aseado. Cuando el perro tenga fiebre, dale un baño y verás como consigues aliviar parte de los síntomas de la fiebre fácilmente.
    Perro con Fiebre: Cómo saber si tiene Fiebre y Cómo cuidarlo 
  4. Hidratación:
    Los perros como casi todos los seres vivos están compuestos en su mayoría por agua, por lo tanto, si beben agua se van a sentir mucho mejor. Esto cobra especial importancia en las fiebres, ya que cuando un animal tiene fiebre, sentirá malestar general. Además como el perro tendrá calor, se pasará el día jadeando, haciendo que se le seque la boca y tenga mucha más sed. Por este motivo, es importante dar mucha agua a tu perro, asegurándote de que su plato de beber agua siempre está lleno de agua fresca y limpia. Seguramente notes como tu perro bebe mucho más que cuando está sano, así que debes estar atento para que nunca se quede sin agua, ya que al estar tan mal no te va a ir a pedir agua como hace cuando está sano, teniéndote que preocupar tu de esta tarea.
    Perro con Fiebre: Cómo saber si tiene Fiebre y Cómo cuidarlo 
  5. Enfriar con secador de pelo:
    Lo siguiente que vamos a hacer es dar un poco de aire al perro con el secador de pelo del baño, un aparato que emite aire a través de la corriente eléctrica de tu casa. Eso si, no le eches aire caliente al perro o podría ser peor el remedio que la enfermedad. Lo que hay que hacer es pulsar el botón del aire frío, para que el aire que salga sea fresco y permita aliviar el excesivo calor del animal. Esto no solo te servirá para hacer que el perro se sienta más a gusto, sino que también te servirá para hacer que tu perro tenga menos fiebre, ya que si aplicamos frío sobre una superficie caliente, siempre vamos a conseguir que la temperatura disminuya, logrando así una importante bajada de la temperatura corporal del mismo y haciendo que así baje la fiebre.
  6. Aplicar hielo:
    En casos extremos, lo que debemos hacer es aplicar un poco de hielo sobre la frente y el hocico del animal. Esto lo haremos de la misma manera que en los pasos en los cuales hemos tenido que aplicar agua sobre el perro, es decir, que lo que debemos hacer es coger un poco de hielo, envolverlo en un papel o toalla y aplicarlo sobre la frente y el hocico del perro. El hielo es extremadamente frió y por lo tanto, lo que debemos hacer es aplicar el hielo sólo en los casos de fiebres muy altas ,en las cuales no hayan funcionado los otros remedios y el perro tenga temblores y demasiado calor. La baja temperatura del hielo hará que la fiebre baje en un 90% de los casos, así que es uno de los mejores remedios caseros que existen para bajar las fiebres altas.
    Perro con Fiebre: Cómo saber si tiene Fiebre y Cómo cuidarlo 
  7. Acudir al veterinario:
    Finalmente debemos acudir al veterinario para ver lo que pasa con nuestro perro. El veterinario es un médico especializado en tratar animales, un médico que examinará a nuestro perro y hará dos cosas: En primer lugar, tratará de determinar la causa de la fiebre, algo muy útil si tiene una enfermedad difícil de detectar a simple vista. En segundo lugar, se encargará de hacer que la fiebre baje, recetando medicamentos a tu perro y también algunos remedios caseros muy parecidos a los que hoy he explicado aquí. Esto hará que la salud de tu animal mejore y que por lo tanto, esté preparado para volver a estar sano otra vez. Eso si, debes hacer caso de todo lo que te diga tu veterinario, ya que si no cumples con todo lo que te diga, puede ocurrir que la salud de tu perro no evolucione de la forma que esperas.
¿Te ha gustado?
72 usuarios han opinado y a un 98,61% le ha gustado.