Remedios Caseros para matar las garrapatas de mi perro

Las garrapatas son uno de los animales que más están atacando a los perros últimamente, ya que son pequeñas, son rápidas y son mortíferas.

Una garrapata es un animal de la familia de los arácnidos, el cual tiene el tamaño de la bola de un alfiler, teniendo también una forma parecida. Este animal se alimenta de la sangre de un huésped, al cual le chupa la sangre literalmente.

Las garrapatas son venenosas, transmiten enfermedades y viven en los árboles y arbustos, sitios muy frecuentados por los perros cuando van a pasear. De esta forma, son los animales más vulnerables a estos ataques, los cuales pueden llegar incluso a matar a tu perro.

Estos remedios caseros para

Estos animales son difíciles de encontrar y no siempre podemos permitirnos ir al veterinario a sacar cualquier garrapata. Sin embargo, hay algunos remedios caseros que te permitirán sacar a las garrapatas del perro y matarlas para siempre.

Aquí te explicamos algunos trucos para matar las garrapatas que seguro que también te interesarán.

Esto te permitirá estar preparado bajo cualquier situación y aplicar unos buenos primeros auxilios si la garrapata le ha contagiado una enfermedad. La diferencia entre actuar rápido o no puede significar la diferencia entre la vida y la muerte.

Instrucciones

  1. Aprender a detectar las garrapatas:
    Lo primero que debemos aprender a la hora de matar las garrapatas, es obviamente a detectar las garrapatas que pueda tener el perro. Esto parece una obviedad, pero no lo es tanto. Las garrapatas son animales pequeños que no se ven a simple vista, pero que pueden estar atacando al perro de una forma totalmente silenciosa e impredecible. Hay principalmente dos formas de detectarlas, siendo la primera la observación directa y la segunda el observar comportamientos inusuales en tu perro.

    1. Examinar bien al perro:
      Lo primero que debemos aprender son los lugares habituales donde se suelen situar las garrapatas. Estos animales suelen picar en casi cualquier parte del cuerpo del perro, pero tienen predilección por las orejas, por el cuello y por la zona de las patas. Lo que debes hacer es examinar al menos una vez al día al perro en busca de estas garrapatas, las cuales son como una especie de bola pequeña que se encuentra agarrada en el pelo del perro. Si el perro reacciona de manera agresiva cuando estás cerca de la zona, es que sin duda es una garrapata, ya que tiene miedo de que le hagas daño y por eso reacciona de esa forma.
    2. Observar comportamientos inusuales:
      Si no hemos detectado la garrapata, su veneno puede empezar a hacer efecto a tu perro. En primer lugar, vamos a notar como tu perro está sin energía y rascándose mucho en la zona donde tiene el parásito. En segundo lugar, va a estar con un poco de fiebre e hinchado en los casos más graves. Finalmente, se podría quedar paralizado o incluso morir si lo dejamos muchos días. Si encuentras algún síntoma, elimina las garrapatas de su cuerpo con lo que después te enseñaremos y si sigue enfermo llévalo al veterinario porque puede tener alguna infección.
  2. Aplicar vinagre de manzana:
    El vinagre de manzana es conocido por ser uno de los mejores remedios caseros que existen para acabar con las temidas garrapatas de tu perro. Este vinagre es diferente al vinagre de vino por ser un poco menos ácido, algo que hace que sea mejor para la piel de tu perro. Sin embargo, aunque no sea tan ácido, su efecto contra los parásitos es idéntico, ya que lo que hace es intoxicar a las garrapatas y hacer que estas mueran, haciendo más fácil su retirada posterior. Además, el olor a vinagre de manzana actuará como repelente para nuevas garrapatas, así que también es un gran mecanismo de prevención.
  3. Aplicar manzanilla:
    Todos hemos tomado alguna vez una infusión de manzanilla, ya que sus propiedades medicinales son conocidas en el mundo entero. Sin embargo, su efecto contra las garrapatas no es tan conocido, pero es efectivo. Si aplicamos un poco de manzanilla con un algodón encima de la garrapata, vamos a lograr eliminar las garrapatas y a su vez, vamos a lograr eliminar el dolor de la zona. De esta forma, vamos a poder hacer dos cosas a la vez, es decir, matar al animal y hacer que sea más fácil extraerlo y en segundo lugar, conseguiremos aliviar el dolor de la herida al reducir su hinchazón. Como ocurre con el vinagre, su olor también repele a las garrapatas, así que realmente hace 3 efectos en uno solo.
  4. Cómo arrancar la garrapata:
    Ahora que ya hemos dejado a la garrapata a punto de morir, hay que arrancarla del animal, ya que, aunque esté muerta, su presencia no es buena para la piel del animal y podría seguir viva y sólo estar moribunda. La forma más fácil es arrancar la garrapata en sentido de las agujas del reloj, algo que se hace con pinzas de depilar o con las manos si tienes práctica. Esto parece sencillo, pero tiene la principal complicación de que el perro opondrá resistencia. Lo mejor es hacerlo entre dos personas, en las cuales uno sujetará al perro para evitar que nos muerda y el otro quitará la garrapata. Si no tienes a una persona que te eche una mano en esta tarea, tendrás que recurrir a un bozal, el cual sirve para que el perro no muerda a nadie. El proceso debe ser rápido y de un tirón, algo que vamos a explicar más a fondo a continuación, ya que vamos a explicar tanto el caso de las pinzas, como el caso de las manos.

    1. Con pinzas:
      Quitar las garrapatas con las pinzas es muy sencillo, ya que lo único que tenemos que hacer es enganchar a la garrapata con la pinza y tirar girando en sentido de las agujas del reloj a la vez que tiras. No tires directamente, ya que las patas están muy bien enganchadas y podrías dañar al perro. Además, evita arrancar mechones de pelaje al animal cuando uses la pinza, algo que se hace retirando bien los pelos cuando quieras quitar una garrapata. Una vez hayas retirado la garrapata, coge un paño y pon la garrapata ahí, para su posterior eliminación en la basura, lejos del alcance de tu animal o de los niños.
    2. Con las manos:
      Quitar las garrapatas con las manos no es difícil
      , ya que lo único que debemos hacer es coger la garrapata con la uña y quitar de la misma forma que con la pinza. Esto se hace cuando no tenemos una pinza a mano, pero no es lo más recomendable. Debemos ser rápidos, no arañar al perro y también debemos poner a la garrapata rápidamente en el pañuelo que hemos dicho, ya que se nos podría enganchar a nosotros, siendo mucho peor el remedio que la enfermedad. También rocía el papel un poco con aceite, para asegurarte de que la garrapata ha muerto.
  5. Después de arrancar la garrapata:
    En la mayoría de los casos con quitar la garrapata ya está casi todo hecho, ya que lo único que tendríamos que vigilar es que el perro no tenga una herida muy grande y si es así, curarla para que no haya males mayores. Sin embargo, en alguna ocasión el perro podría presentar los síntomas que hemos visto en el paso 1, pese a que ya hemos eliminado la garrapata. Estos síntomas quieren decir que todavía tenemos veneno de la garrapata dentro del animal, así que pueden ser dos cosas. En primer lugar, puede que tenga más de una garrapata, algo que comprobaremos volviendo a mirar al perro de arriba abajo como hemos hecho antes. En segundo lugar, podría haber cogido alguna infección, algo que comprobaremos llevando al perro al veterinario, el cual examinará al perro para poder encontrar la cura. Normalmente a los pocos días de seguir el tratamiento todo volverá a la normalidad, días en los que debes tener mucho cuidado para que el perro no coja garrapatas estando convaleciente.
  6. Prevención:
    La prevención es el mejor remedio casero para curar cualquier cosa, ya que impide que se contraiga la enfermedad y tanto para humanos como animales, hace que siempre estemos sanos o al menos que aumenten las posibilidades de estarlo. Prevenir una garrapata no es difícil, ya que debemos comprar un collar anti garrapatas en el veterinario, el cual permitirá mantener alejados a estos animales. El funcionamiento del collar es a través del olor, un olor que repele a estos animales y hace que no se acerquen a él. Además, hay unos sprays que sirven para lo mismo, los cuales se deben echar al perro antes de salir a la calle, para que el olor aleje a las garrapatas. Eso sí, ten cuidado con echárselo en los ojos, la boca o en las orejas, ya que es tóxico. Si no tienes esto a mano, coge un spray y llénalo de agua y vinagre de manzana, el cual debes rociar a tu perro. Como hemos visto antes, el vinagre de manzana es repelente, así que te servirá para mantener a las garrapatas alejadas de tu animal favorito.

En este artículo también encontrarás unos buenos consejos para eliminar garrapatas a tu perro.

¿Te ha gustado?
355 usuarios han opinado y a un 91,55% le ha gustado.
4 Comentarios
  1. jesus dice

    Mi remedio favorito, aunque al perro no le gusta, es, uno que se viene usando para atraer a los jabalís: el gasoil. Ya que estos animales se revuelcan en el mismo para camuflar su olor y matar los parásitos. Espray de gasoil ; y para las pajas inaccesibles de los oídos, aceite mineral de coche (limpio). No se como funciona ,pero lo hace .Saludos.

    1. Angélica dice

      con todo el respeto referente a tu comentario Jesús, si queres matar lentamente a tu mascota debes usar el gasoil ya que está comprobado científicamente que el gasoil ingresa por la herida del animal y lo mata lentamente debido a que el gasoil recorre su torrente sanguíneo, antes de ponerle gasoil a tu mascota preguntaré primero, ¿me lo pondría yo?

  2. Daria dice

    Muy buenos los consejos

  3. Gleys dice

    Comentario tengo un bichon habanero hembra casi de dos años y tiene garrapatas me gustaría hacerle el remedio de la manzanilla lo veo más efectivo y antiflamatorio

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.