El mayor problema a la hora de enfrentarnos a cualquier enfermedad canina es que nunca podemos estar demasiado seguros de lo que pasa. A diferencia de nosotros los perros no pueden hablar por lo que no pueden decirnos exactamente lo que les pasa o lo que les duele. Por tanto debemos prestar mucha atención a su estado de ánimo y actitud.

Cuando nuestros perros se muestran decaídos y apáticos debemos sospechar, inmediatamente, que algo sucede. Muchos propietarios de estas mascotas responden rápidamente a este comportamiento poco habitual de sus perros y comienzan a realizarse una pregunta: cómo saber si mi perro tiene moquillo.
El moquillo es una enfermedad bastante grave. Si no se cura a tiempo puede llevar, incluso, a la muerte del animal. Es esta la razón por la que conviene identificar rápidamente esta enfermedad. Al igual que otras enfermedades comunes en perros el moquillo es una enfermedad de origen vi´rico. Aunque la mayor parte de las personas la conocemos con el nombre de moquillo también puede ser denominada distemper.

Si tu eres una de las personas que ahora mismo se está haciendo esta pregunta, cómo saber is mi perro tiene moquillo, has llegado al sitio adecuado. A lo largo de nuestro artículo de hoy vamos a explicarte en qué consiste esta enfermedad, cómo evitar que tu perro se contagie y cuáles son sus síntomas más habituales. Presta mucha atención a toda la información y no dejes de velar por la salud de tu mascota. Si quieres saber más sobre cómo saber si mi perro tiene moquillo sigue leyendo.

¿Que necesitas para saber si mi perro tiene moquillo?

  • Vacuna

Instrucciones para saber si mi perro tiene moquillo

  1. Conocer al enfermedad: el primer paso que debes realizar es el de informarte y conocer en qué consiste exactamente el moquillo. El moquillos es un virus que afecta a varias especies animales, no solo a los perros. A efectos es muy similar al sarampión humano. Además, al igual que este suele ser más común entre los cachorros. Esto no significa que los perros adultos no pueden contagiarse. Pueden hacerlo y de hecho la enfermedad es más peligrosa en los adultos, al igual que nos sucede a las personas con el sarampión, y puede llevarlos a la muerte.                             dog-634202_640
  2. Saber cómo se contagia: nos encontramos ante un virus y como tal este se contagia a través de los fluidos infectados. Esto no solo se aplica a las heces y la orina sino también a la saliva. Por tanto la comida y el aguda de un animal infectado también son contagiosas. Por tanto debes evitar que tu perro se acerque a cualquiera de estas sustancias. La mejor manera de evitar este acercamiento es tener a tu perro muy bien adiestrado y asegurarte de que te obedece en todo momento. Sin embargo la enfermedad también puede viajar por el aire lo que la convierte en mucho más peligrosa.dog-691641_640
  3. Incubación: la enfermedad se incuba durante unas dos semanas y luego comienzan a notarse los primeros síntomas.puppy-384647_640
  4. Síntomas: los síntomas de esta enfermedad son bastante claros. El primero de ellos es la fiebre. Esta comienza a aparecer y desaparecer durante todo el periodo de incubación y de enfermedad. La apatía y la pérdida de apetito son otros de los síntomas más habituales. También notarás que tu perro no consume tanta agua lo que es bastante peligroso ya que puede provocarle una deshidratación. Así mismo tu perro presentará también algunos problemas respiratorios y tos y tendrá muchas secreciones nasales de color verde. Este es un o de los síntomas más evidentes de la enfermedad. También es posible que tenga conjuntivitis o algún tipo de secreción ocular.

Consejos para saber si mi perro tiene moquillo

  • Para combatir el moquillo, o distemper, existe una vacuna. Por tanto debes asegurarte de que llevas a tu perro a todas las revisiones necesarias con el veterinario y que este le pone todas las vacunas que puede necesitar. Sin embargo debes saber que aunque le hayas puesto la vacuna a tu perro aún es posible que termine contagiándose de esta enfermedad. El moquillo es una enfermedad que se propaga fácilmente y que afecta mucho a todos los perros. Por tanto aunque le hayas puesto la vacuna a tu mascota si comienzas a observar algunos de los síntomas que hemos comentado debes actuar rápidamente y llevarlo al veterinario.
¿Te ha gustado?
267 usuarios han opinado y a un 88,01% le ha gustado.