Tipos de Hámster y sus diferencias.

Estamos de acuerdo que una de las mascotas más tiernas o adorables que podemos adquirir son los hámsteres, ¿Verdad? Ahora bien, puede que te tome un poco por sorpresa saber que no existe un tipo específico de hámster. De hecho, hay varias especies de este roedor que nos brindan un abanico de opciones a la hora de hacernos con uno. Cada uno ofrece ciertas diferencias en su cuidado, aunque en general, no varían mucho (Diría que el único factor a tener en cuenta es el clima). Además, recibirás la misma dosis de ternura independientemente de la especie que escojas.

Hoy en don cómos nos queremos enfocar en ofrecer un artículo que relate cada uno de los tipos de hámster domésticos que existen, o al menos, los que consideramos más bonitos. No solo te explicaremos las diferencias que hay entre cada especie, sino que os brindaremos algunos datos informativos que resultara interesantes. Por lo que si eres tan fan de estos roedores como nosotros, no te pierdas el contenido de esta entrada.

Por otro lado, esta no es la primera vez que escribimos un artículo sobre hámster, en nuestra sección de mascotas hallaras entradas como la siguiente sobre “Cómo elegir un hámster”.

Hámster dorado o sirio.

Estos son los hámsteres más populares y que probablemente hayas visto en alguna tienda de mascota. Son además la especie que puede alcanzar la mayor longitud, pudiendo ser de hasta 15cm de largo. Usualmente se les encuentra de color marrón o dorado, con el vientre blanquecino, aunque pueden encontrarse en una amplia variedad de colores y patrones en el pelaje. El hámster sirio de pelaje blanco suele ser llamado “Teddy Bear” y esta especie en general suele vivir entre los dos años y medio o tres años.

Hámster

Son mascotas que prefieren vivir solas, por lo que no debes preocuparte de tener que comprar un par o varios para que el animalito no muera de soledad. Son excelentes mascotas para los niños de entre 6 a 10 años, no se recomienda para menores de 6 por cuestiones de ser muy pequeños para cuidarlos. Y tal y como ya dijimos, es el tipo más común de hámster doméstico.

El Campbell.

Este es un roedor que se sitúa en la categoría de “Hámster enanos”. Difícilmente alcanzan los 10cm de longitud y suele encontrarse en ellos un abundante pelaje, mismo que es capaz de cubrirle las patas. Su pelaje más común es gris, con el vientre también de color blanco, aunque difiere en longevidad con los hámsteres sirios, pues su tiempo de vida ronda entre el año y medio a dos.

Hámster

Estos pequeñines son muy adorables, pero se les conoce como la especie con mayor “mal genio” de entre todas, ya que no son de jugar mucho. Sin mencionar que debido a su pequeño tamaño, son más difíciles de coger para jugar. Esta especie también puede vivir sola sin ningún problema, aunque no pasa nada si se les junta con otro.

¿Te gusta lo que lees? No dejes de descubrir cosas nuevas sobre los hámsteres, aquí un artículo nuevo “Qué comen los hámster”.

Siberiano o Ruso.

Esta es una de las especie de hámster más populares y son el favorito de muchos. Son roedores muy similares a los Campbell solo que presentan menos pelaje y su longitud suele ser la mitad de un sirio. Su procedencia como bien indica su nombre es de Siberia y Rusia, aunque también se les puede asignar Asia Central.

Hámster

Este tipo de hámster presenta una franja oscura en la zona superior de su cuerpo y generalmente es de un color grisáceo. Si el animal está en libertad, en invierno esta franja es remplazada por una de color blanco. Tienen el mismo tiempo de vida de los Campbell y se les considera una raza muy social, por lo que pueden convivir con otros hámsteres sin problemas.

El Hámster Roborovski.

Cerramos esta entrada hablando de nuestros pequeñines favoritos, si tú eres de los que piensa que mientras más pequeños mayor ternura, esta especia es la ideal. Los Roborovski son el hámster más pequeño que existe, siendo su longitud máxima de 9cm. Son roedores sumamente hiperactivos, por lo que a cada momento las veras corretear.

Hámster

Debido a su naturaleza inquieta, se recomienda comprarles juguetes como una bola de hámster o bien una rueda para correr. Pues de lo contrario, un espacio pequeño les puede generar estrés. Los encontramos de todos los colores, y su tiempo de vida se estima entre los dos años y medio a tres. Son además criaturas sociables, por lo que pueden vivir en parejas o familias de su especie. No obstante, son el hámster que mayor cuidado requiere.

De esta manera concluye el artículo de hoy, si ha sido de vuestro agrado, considera visitar “Cómo es un hámster” y coméntanos si el artículo ha sido de tu agrado.

¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.